PRODUCCIÓN DE LA HOJA DE COCA SE SALIÓ DE CONTROL

El 90% de la hoja de coca sirve para producir la cocaína.

El secretario general del Sindicato de Trabajadores de la Empresa Nacional de la Coca, Jaime Briceño, advirtió que la política que viene implementado el gobierno de turno podría generar un enfrentamiento entre los productores formales e ilegales de la hoja de coca. Señaló que, la comercialización de este cultivo se habría liberalizado, porque el Estado ha relajado el control con la desactivación de 40 bases antisubversivas.

“El Estado ha comenzado a incentivar al productor ilegal de hoja de coca y este productor ilegal invade los mercados tradicionales. Nosotros compramos la hoja de coca a los productores tradicionales que son el 1% de toda la producción, luego tratamos de vender este producto pero el mercado lo encontramos lleno de hoja de coca ilegal y no podemos vender. El control del tráfico ilegal de hoja de coca debe ser realizado por el Estado, pero no lo está haciendo y habría que ver, por qué. Se ha relajado la intervención al anunciar la desactivación de 40 bases antisubversivas y contra el comercio ilegal de hoja de coca”, informó.

Para Briceño, el propio Estado está fomentando un enfrentamiento peligroso, entre productores formales e informales de la hoja de coca. Este manejo en la producción y control de la hoja de coca, ha generado que el Perú se convierta en el segundo productor de cocaína a nivel mundial. Debido a que el insumo principal de la droga es la hoja de coca.

El dirigente señaló que todo este problema se estaría produciendo por la decisión gubernamental, de ampliar el padrón de productores cocaleros en desmedro de los  actuales campesinos y para favorecer a los ilegales.